Expedición nocturna alrededor de mi cuarto, de Xavier de Maistre

Scan10099-600Treinta años después de escribir su famoso Viaje alrededor de mi habitación (1794), Xavier de Maistre (1763-1852) publicó una continuación: Expédition nocturne autour de ma chambre (1826). Una segunda parte quizás no tan conocida ni original como la primera, pero también poseedora de un atractivo indiscutible. No le habían faltado a su exitoso primer viaje algunas traducciones, como tampoco continuadores anónimos que, a la manera del Avellaneda quijotesco, se habían aprovechado del tirón editorial para probar fortuna con sus propias versiones (como nos revela Alfred Berthier en su estudio sobre el autor). Un atropello que no debió preocupar demasiado al escritor saboyano, que tardó tantos años en tomarse la revancha. Viendo cómo en las últimas semanas (por motivos obvios) mi reseña del Viaje alrededor de mi habitación (publicada hace diez años) recibía tantas visitas, me pareció oportuno hacer también yo un bis y revisitar la obra del autor, pero deteniéndome ahora en su segunda parte, Expedición nocturna alrededor de mi cuarto; obra merecedora en su momento de una valoración negativa del insigne Sainte-Beuve, que se negó a leerla por el temor a verse defraudado. Se amparaba en ese injusto proverbio (como suelen serlo casi todos) de que segundas partes nunca fueron buenas. ¡Como si el crítico francés no hubiera oído hablar del Quijote!

Normalmente en este blog solo reseño libros más o menos recientes, nunca aquellos que exigen acercarse a una librería de antiguo o de segunda mano para poder leerlos (una excelente costumbre que comparto, desde luego, pero en la que influye demasiado la buena suerte o el bolsillo). Creo que podrá perdonarse esta excepción, ahora que nos resulta imposible ir a una librería para surtirnos de la última novedad, y casi todos nos vemos obligados a emprender particulares expediciones alrededor de nuestras bibliotecas, a la búsqueda de algún volumen para releer o que tuviéramos pendiente.

Calpe fue una de las primeras editoriales españolas que publicó, en su Colección Universal, las obras completas de Xavier de Maistre, títulos que fueron reeditados luego por Espasa Calpe en 71gNdXDT14Lsu colección Austral. Así hasta llegar al libro que hoy reseñamos: Viajes alrededor de mi cuarto y otros relatos (1999), en la que también se recogen, además de los dos viajes, El leproso de la ciudad de Aosta, Los prisioneros del Cáucaso y La joven siberiana. Como las primeras ediciones de Calpe, esta última se servía también del excelente trabajo de dos traductores decimonónicos: Nicolás Salmerón y García, y Ceferino Palencia Tubau. Como novedad se añadía un estupendo prólogo de Rafael Conte, que aseguraba además (contrariando a Sainte-Beuve) que la segunda parte —esto es, la Expedición nocturna— le parecía superior a la primera. Todas las traducciones incluidas en el volumen de Austral hace tiempo que pasaron a ser de dominio público, por lo que el lector que lo desee podrá acceder sin reparos a la Expedición nocturna en el enlace que pongo más abajo.

Aunque al libro no le faltan ni el humor ni la ironía puntuales (ni tampoco graciosas ocurrencias, como la del murciélago; o incluso chistes misóginos, como el relativo al Rapto de las Sabinas), el tono general de Expedición nocturna alrededor de mi habitación es mucho más introspectivo que el de la primera parte (más oscuro y pesimista, podríamos añadir, en consonancia con su ambientación nocturna):

Mientras me ocupo de este modo, la generación entera de los que viven va pasando; semejante a una ola inmensa, pronto va conmigo a romperse en las orillas de la eternidad, y como si el huracán de la vida no fuera bastante impetuoso, como si nos empujara demasiado lentamente a los confines de la existencia, las naciones en masa se degüellan aprisa y corriendo y anticipan el término fijado por la Naturaleza. Unos conquistadores, arrastrados ellos mismos por el torbellino rápido del tiempo, se entretienen en hacer morder el polvo a millones de hombres. ¡Eh, señores míos! ¿En qué pensáis? ¡Esperad!… Esas buenas gentes iban a morirse ellos solos; ¿no veis la ola que avanza? Ya su espuma se acerca a la orilla… ¡Esperad, en nombre del cielo, todavía un instante, y vosotros y vuestros enemigos y yo y las margaritas, todo eso va a concluir! ¿Puede uno encontrar bastante extraña semejante demencia? Vaya, pues; es una cosa resuelta: de hoy en adelante, yo mismo no volveré más a deshojar margaritas.

Aunque reducida a una simple pernocta, esta nueva reclusión parece desarrollarse en unas circunstancias menos favorables que las de su primer arresto, impuesto por participar en un duelo. Sin el auxilio de Joannetti ni la compañía de la perrita Rosine, la experiencia de Maistre en una desastrada buhardilla turinesa no podía dar para muchas alegrías. Y no solo eso. Expedición nocturna alrededor de mi cuarto es una obra de madurez, escrita cuando la experiencia de la juventud se observa ya con un cierto distanciamiento, y la imaginación empieza a ocupar el lugar que antes le correspondía a la acción: «los sotos tienen senderos que no vuelven a encontrarse en la edad madura» (así lo había vaticinado en su anterior viaje). No es otra la causa quizás de ese curioso «método de hacer el amor» preconizado por Maistre, en el que la dama individual y real es sustituida por la mujer en general, que puede pertenecer incluso a cualquier otra época pasada. Sexo frío o virtual, diríamos ahora (y que el autor extiende hasta la propia Luna, de la que se confiesa enamorado). También la extensa disquisición sobre el concepto de patria que nos brinda el texto refleja los padecimientos del autor. Saboyano de nacimiento antes que francés, huido de la Revolución y refugiado en Rusia durante largos años, Maistre confiesa no saber ya muy bien qué es la patria. En cualquier caso, no le faltarán al lector, tal como promete el título, algunos divertidos e instructivos paseos, tan dilatados como los que median entre la serena y filosófica contemplación de una pequeña estrella, perdida en la inmensa bóveda celeste, y la de una bella vecina que se ha descalzado de su zapatilla en un balcón cercano. ¡Quedémonos con esto!

Reseña de Manuel Fernández Labrada

«Todas estas confidencias, mi querida Sofía, no la habrán hecho olvidar, así lo espero, la posición molesta en la cual me había quedado, agarrado a mi ventana. La emoción que me había producido el aspecto del lindo pie de mi vecina duraba todavía, y había vuelto a caer más que nunca bajo el encanto peligroso de la zapatilla, cuando un suceso imprevisto vino a sacarme del peligro en que me encontraba de precipitarme a la calle desde un quinto piso. Un murciélago que revoloteaba en torno de la casa, y que, viéndome inmóvil hacía tiempo, me tomó, al parecer, por una chimenea, vino de repente a posarse sobre mí y se agarró a una de mis orejas; sentí sobre mis mejillas la horrible frescura de sus alas húmedas. Todos los ecos de Turín respondieron al grito furioso que lancé a pesar mío. Los centinelas, a lo lejos, dieron el quién vive, y oí en la calle la marcha precipitada de una patrulla»: Expedición nocturna alrededor de mi cuarto, traducción de Nicolás Salmerón y García.content

257929_2

Texto de Maistre en Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes: enlace

Acerca de Manuel Fernández Labrada

Libros, lecturas y reseñas saltusaltus.com
Esta entrada fue publicada en Narrativa y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Expedición nocturna alrededor de mi cuarto, de Xavier de Maistre

  1. Libros de Cíbola dijo:

    Como tú, yo también pensé comentar algunos libros descatalogados comprados en librerías de viejo (que, en general, me interesan más que las novedades), pero pensé que eso tenía poco sentido y requería un blog específico. Saludos y espero que estés bien.

    • Sí, yo también lo pienso así, y no son pocos los libros que leo y renuncio a comentar en el blog. Es un caso excepcional. Además, el texto de Maistre se puede leer perfectamente en la Biblioteca Miguel de Cervantes que enlazo en la reseña. Nada más fácil que copiar el texto, pasarlo a formato epub, y luego disfrutarlo cómodamente en nuestro e-Reader. Salud y un saludo.

  2. Pingback: Viaje alrededor de mi habitación, de Xavier de Maistre | Saltus Altus

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .